Parcialmente nublado

7°C

Parcialmente nublado

Humedad: 77%

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

 

En Hungría está prohibido el ingreso y comercialización de semillas OMG (Organismos Modificados Genéticamente) de Monsanto y es responsabilidad de los propios comerciantes vigilar que sus semillas no estén contaminadas. Por ello cuando se encuentran plantas contagiadas se debe destruir todo el campo.

 

Los agricultores húngaros, al notar que semillas transgénicas fueron mezcladas con las normales sin su consentimiento, decidieron quemar mas de mil hectáreas de plantas de maíz de semillas transgénicas Monsanto.

Por suerte, con esta acción se evitó la contaminación otros cultivos. Al menos, así lo declaró el secretario de estado adjunto del Ministerio del Desarrollo Rural, Bognar Lajos.

En el 2013, grandes cultivos de maíz transgénico fueron también destruidos, según Global Research.

Ya es conocida, en el mundo de la agricultura, la estrategia que tiene la corporación Monsanto, de contaminar sus semillas modificadas con las normales, y así cobrar las patentes correspondientes. Por ello se ha prohibido la entrada de la semilla en varios sectores, ya que además con la polinización contaminan a otros campos.

A gran escala, la proliferación de la semilla transgénica es un golpe mortal para la agricultura libre que se ha decidido proteger en paises como Hungría. Eso, al menos por soberanía, debería ser respetado por la corporación.

EEUU: El 75% de las muestras de aire y lluvia contienen pesticidas de Monsanto

El oscuro secreto de Monsanto: los efectos del herbicida Roundup sobre el feto

OMS confirma que herbicidas utilizados por Monsanto podrían provocar cáncer en humanos

Herbicida de Monsanto deja al borde de la extinción a la maravillosa mariposa monarca

Comparte ahora...

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

hostel